#16 / Marzo-Abril 2016

Marina Subirats

Pensar la experiencia humana hoy

Del compromiso al deseo

Las nuevas relaciones personales

Las relaciones personales que establecemos hoy están cambiando muy deprisa. Me atrevo a decir que formalmente se encuentran casi en el extremo opuesto a como eran y se entendían en la década de los cuarenta, por ejemplo. Entonces, todavía –y por supuesto por influencia del franquismo, que había hecho retroceder la evolución de la sociedad también en este ámbito– la familia lo era todo: era el espacio natural y permitido de las relaciones personales, el núcleo duro de la pertenencia y la permanencia.

Para leer este artículo completo COMPRA ESTE NÚMERO o SUSCRÍBETE A LA REVISTA