#19 / Septiembre-Octubre 2016

Entrevista

Velibor Čolić

«Un refugiado en el espejo.»

Toni Ramoneda

Velibor Čolić es grande, muy grande: «yo ocupo un espacio de ciento noventa y cinco centímetros y ciento siete kilos, éste es mi lugar en el mundo», le gusta decir. Pero también es ágil, escurridizo y desconcertante en sus respuestas. Por suerte para el que le entrevista, tiene una obsesión que nos permite seguir un hilo, aunque sea frágil: humanizar al refugiado. Desertor del ejército bosnio al inicio de la guerra en la ex-Yugoslavia, Velibor (le llamaremos así porque nos tuteamos de entrada) es desde 1992 un escritor refugiado con el estatuto de apátrida. Consiguió este estatus con la publicación de Los bosnios (Periférica, 2013), un libro lleno de rabia, tristeza e incomprensión hacia la guerra que produjo un importante revuelo en Francia (Les Bosniaques, Le serpent à plumes, 1993). Cuando el libro se publicó en España, Velibor me rechazó una entrevista porque lo había escrito para olvidar y no quería volver a ello. Ahora, con Manuel d’exil (Gallimard, 2016), su última obra, Velibor cuenta este olvido y acepta que charlemos del mundo y del exilio, sin lecciones, sólo para tratar de encontrar la humanidad ahí donde a veces parece inaccesible. 

Para leer este artículo completo COMPRA ESTE NÚMERO o SUSCRÍBETE A LA REVISTA